¿Qué entendemos por conversación difícil?

Todos sabemos qué es una conversación difícil, por ejemplo, pedirle a un compañero que no nos interrumpa durante una reunión, pedir un esfuerzo a un cliente o un proveedor, comunicar una mala noticia a nuestros directores, solicitar un aumento de sueldo, etc. Nadie a lo largo de nuestra etapa de enseñanza nos enseña a cómo hablar de temas difíciles o cómo abordar conversaciones complicadas y hemos de tener en cuenta que si no aprendemos a desarrollar esta habilidad, nuestra vida puede ser muy difícil en determinados momentos. 

Empezaremos con una definición, ¿qué entendemos por conversación difícil?, una conversación difícil es aquella en la que la otra persona tiene un punto de vista diferente del nuestro, uno o ambos se sienten inseguros, y los retos parecen ser importantes.  

Incluso dominando la habilidad de comunicar y siendo un buen orador, dar un feedback duro a un colaborador, o transmitir cuando te sientes incomprendido puede ser una tarea difícil. 

Para ello, entender lo que ocurre realmente nos puede ayudar a hacer frente a estas situaciones y conversaciones difíciles. 

 A continuación, vamos a comentar algunas razones por las que las conversaciones pueden ser difíciles, por ejemplo: 

-Cuando hay intereses en conflicto 

Los intereses diferentes y a menudo divergentes entre dos personas pueden provocar conflictos y tensiones. Puede resultar difícil evitar los intereses opuestos pues rápidamente la gente se enroca en su posición. 

-Cuando existe un diferente estilo de personalidad 

Todos tenemos una forma de comunicar, de trabajar, una personalidad, unos valores, un estilo de vivir propio y a veces distinto. Estas diferencias también pueden provocar tensiones. 

-Cuando hay ausencia de confianza 

Sin duda, nos fiamos mas de gente con quien compartimos intereses y formas de trabajar. 

-Cuando tenemos una perspectiva distinta de los hechos  

Nuestra visión de las cosas se basa en nuestra experiencia y observación de la realidad y eso nos da una perspectiva que puede diferir de los otros. 

-La presencia de emociones fuertes 

Nuestras emociones no están muy lejos de nuestra actitud. Emociones tales como el miedo, la angustia, la ansiedad, la vergüenza… a menudo generan conversaciones difíciles. 

Exactamente o mismo ocurre cuando debemos transmitir malas noticias a alguien.  

2021 TALENT PREMIUM FRANCE, S.A.S. All rights reserved